Desechan bancos más de la mitad de solicitudes de financiamiento: Inegi


“En 2021, 53 por ciento de las empresas reportaron nunca haber solicitado un apoyo económico (…) el financiamiento es importantísimo para la ampliación de las actividades productivas, la generación del empleo y la innovación”, afirmó Graciela Márquez. Foto Cristina Rodríguez / Archivo

Clara Zepeda / La Jornada

iudad de México. Dada la situación económica del país, la falta de apoyos del gobierno, la criminalidad y los cierres temporales que han afectado su crecimiento, las empresas en México han demandado menos apoyo de las entidades financieras nacionales, reportó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

En la presentación de la Encuesta Nacional de Financiamiento a las Empresas (Enafin) 2021, elaborada por el Inegi y la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, los órganos confirmaron que la falta de demanda de financiamiento empresarial es una regularidad en el país, pues más de la mitad de las firmas el año pasado reportaron que no habían solicitado recursos desde el inicio de sus operaciones; de las que pidieron, 43 por ciento lo obtuvieron.

“En 2021, 53 por ciento de las empresas reportaron nunca haber solicitado un apoyo económico (…) el financiamiento es importantísimo para la ampliación de las actividades productivas, la generación del empleo y la innovación, pues más de la mitad de las empresas en México no han solicitado nunca un préstamo”, afirmó Graciela Márquez, presidenta del Inegi, al presentar la Enafin.

Los elementos que afectaron más el crecimiento de las empresas fueron: la situación económica del país, con 61.7 por ciento de las respuestas; la falta de apoyos del gobierno, con 44.7; restricciones a su actividad o cierres temporales, con 44.4, y bajo poder adquisitivo de los clientes, con 44.2 por ciento. Según la encuesta, tres de cada 10 empresas en el país se vieron afectadas en 2020 por la criminalidad que impera en el país.

En 2021, 77 por ciento de las empresas reportaron que no han considerado solicitar un crédito durante los siguientes 12 meses; esto no es privativo de pequeñas empresas: incluso tres de cada cuatro empresas grandes están en la misma situación.

El instituto autónomo precisó que una de cada cuatro empresas (25 por ciento) informó tener financiamiento activo en 2020, porcentaje menor a lo reportado en 2017, de 27, y en 2014, de 31 por ciento.

Dos de cada tres empresas que solicitaron financiamiento acudieron a la banca comercial para realizar su primera petición. Los proveedores fueron la segunda fuente más recurrida en la primera solicitud (19 por ciento). El 84 por ciento de las empresas reportan que las cuentas de depósito son el producto financiero que más poseen con alguna institución financiera, toda vez que la mitad de las empresas prefieren el efectivo, por lo que sale a relucir cuando se indaga por el motivo para no tener una cuenta de depósito en alguna institución financiera.

A pesar de que el mercado bursátil es conocido entre las empresas, con 83 por ciento, solamente 3 por ciento estarían interesadas en obtener financiamiento de dicho mercado, siendo marginalmente mayor entre las empresas medianas y grandes.