Aquí en el Congreso


Hasta los diputados apoyan la marcha

José Antonio Chávez

Desde la semana comenzaron en la Cámara de Diputados del panista Javier Bolaños, a sumarse para respaldar esa marcha ciudadana y de unidad que se celebró este domingo en diferentes ciudades del país y con mayor fuerza en la CDMX.

Naturalmente que los mandamás de las fracciones parlamentarias del PRI, César Camacho y del PAN, Marko Cortés, no se hicieron esperar para mostrar su respaldo y fortalecer ese movimiento y desde luego los que vienen.

Esa marcha de la unidad es un símbolo de los mexicanos preocupados  contra las medidas que está tomando el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Por eso las voces de todos, políticos y empresarios, movimientos no gubernamentales, es que los mexicanos vean en ellos el respaldo para enfrentar esas ofensas y con ello no permitir que traten de pisotear nuestra dignidad y menos nuestra soberanía. No es una defensa del Presidente sino  del país como patria.

El priista César Camacho compartió plenamente los propósitos de la convocatoria y felicitó a los organizadores. A nombre de su bancada y como representantes populares simplemente sintetizó que estarán pendientes de todas las expresiones de unidad nacional que  se realicen.

Que los militantes de su partido, tienen el compromiso que defenderán a los mexicanos y  sus intereses y de paso anunció también el compromiso de los legisladores es sumarse a las causas edificantes de la manifestación, para darles cauce institucional y sumar eficacia a la unidad nacional.

Para los panistas de  Marko Cortés, ante el escenario mostraron  también su respaldo y en voz del vice coordinador, Federico Doring dejó abierta la posibilidad de que los legisladores participen en la Marcha de la Unidad Nacional, pero a título personal.

El vicecoordinador perredista, Jesús Zambrano Grijalva y su bancada, si bien respaldaron ese movimiento, también lamentaron que  vaya a ser aprovechado ´por los partidos políticos como si se tratará de un botín político, con fines partidarios y eso no se puede aceptar. Que los militantes perredistas están en toda la libertad de ir como ciudadanos,  pero no con banderas partidistas.

Una de las figuras más significativas en la defensa de los derechos humanos, es precisamente el presidente nacional de ese sector,  Luis Raúl González Pérez  que ya dejó más que claro la entera disposición para enfrentar las distintas violaciones a derechos humanos, ésta no será la excepción, para contender desde nuestra trinchera, en brindarles el máximo apoyo a nuestros connacionales en los Estados Unidos, precisamente ante este endurecimiento de la política migratoria que observamos, y que desde luego no compartimos.

Y bueno, volvió a insistir  en el reproche y que han condenado este endurecimiento, y sobre todo  el discurso de odio,  xenofóbico y discriminatorio. Los mexicanos radicados en Estados Unidos con estos apoyos tal vez coadyuve a mitigar su incertidumbre y sus problemas que sufren y que no son nada sencillos, sino más bien mayúsculos.

J chavez marko cortes

LE COMENTE LA SEMANA PASADA que el alcalde de Durango, José Ramón Enriquez Herrera tomaría protesta como presidente de la Conferencia Nacional de Municipios de México (Conamm) una similar a la Conago que agrupa a los 32 gobernadores, bueno,  luego de tomar posesión su llamado fue a los dos mil 446 alcaldes  del país y a los  16 jefes delegacionales de la Ciudad de México para sumar fuerzas y asumir la defensa de nuestros connacionales que viven fuera y dentro del país y obviamente no permitir que sean lastimados como consecuencia del discurso de odio, exclusión y xenofobia que promueve Trump.

Aprovecharon la presencia de Miguel Angel Osorio Chong, secretario de Gobernación, para señalar que nuestros paisanos son gente talentosa y trabajadora, que contribuyen al fortalecimiento de la economía de ambos países y por eso nos obliga a no dejarlos solos para sumarnos a esa defensa que el mismo Secretario de Gobernación ha llamado en esta defensa.

LOS DIPUTADOS DEL VERDE, en una estrategia preventiva, propusieron que si las remesas de los mexicanos que suman más de 27 mil millones de dólares el gobierno de Donald Trump les impone un gravamen de 2 por ciento de impuestos, que México les compense esas cifras a los afectados a  través de recortes en las diferentes áreas de gobierno,  tanto estatal como federal y que alcanzaría incluso la reducción de bonos y gastos asignados a los legisladores.

El estado de Oaxaca es una de las tres entidades con más ingreso de remesas y es donde hay más marcada la pobreza, en consecuencia la medida de apoyar a los hermanos connacionales es más que significativa y con alientos de oxígeno puro, tanto para ellos como a sus familias.

Obviamente, esa propuesta en general cayó  bien a los propios diputados y senadores que sin duda estarían más que dispuestos para entrarle, eso sí primero hay que esperar el escenario para entonces buscar la ruta que se deberá tomar.

Jachavez77@yahoo.com

j. chavez cesar camacho